• Nuestros trabajos
  • Nuestros trabajos
  • Nuestros trabajos
Inicio > ERPs > Software web vs software “no web” o de escritorio (1/2)

Software web vs software “no web” o de escritorio (1/2)

Martes, 5 de Octubre de 2010

El trabajo diario nos impide escribir en el blog con la frecuencia que nos gustaría, sin embargo y después de varios meses, he podido sacar algo de tiempo para abordar un tema recurrente que nos surgió hace poco en una reunión con un cliente.

Internet se va extendiendo por nuestras vidas, empleos, y en gran medida gracias a la web. Cuando a cualquier persona se le habla de Internet, automáticamente le viene a la cabeza las páginas y portales web o el correo electrónico. Es más, la aparición de aplicaciones tipo webmail, chats, blogs, foros, redes sociales, etc. hace que cada vez más nos acostumbremos a utilizar un navegador web para acceder a ciertas aplicaciones y utilidades de uso diario. En consecuencia, no es de extrañar que comencemos a ver aplicaciones de gestión empresarial basadas en web.

Ante esta situación muchos usuarios e incluso desarrolladores  se preguntan,

¿ qué opción es mejor ?

¿ software vía web, o software tradicional de escritorio cliente/servidor ?

En nuestra carrera profesional, hemos abordado en Prisma tanto proyectos software de desarrollo de gestión (nuestra división de software de gestión: www.prismasg.com), como proyectos web y de marketing en Internet (nuestra división: www.prismaim.com), y hemos de señalar que responder a esa pregunta no es trivial, hay una gran dependencia de las funcionalidades, los requisitos y restricciones marcadas por el cliente.

Para encontrar una respuesta, lo mejor es analizar los pros y contras de cada opción, y ver en qué escenarios es más adecuada una vía u otra.

Debido a la temática del blog y la extensibilidad del tema, nos centraremos exclusivamente en el software de gestión empresarial e intentaremos dar respuesta a la cuestión en 2 partes. Hoy abordaremos las ventajas o “pros” del software vía web, mientras que en la siguiente lo haremos del software cliente/servidor (no web).

Ventajas o “pros” del Software web:

Hemos de indicar, tal como veremos en estos dos artículos, que todos y cada uno de los puntos que presentamos son plenamente “discutibles”, y por tanto según de la solución concreta de la que hablemos, es decir, el software concreto a utilizar, puedan cumplirse de forma total, parcial, o ninguna.

1.- No requiere instalar software especial (en los clientes).
En esencia, para acceder a un software web sólo necesitamos disponer de un navegador de páginas web (Internet Explorer, Firefox, Opera, Chrome, etc), los cuales suelen venir con el propio sistema operativo. No es necesario tener nada más. Debido a la arquitectura de las aplicaciones web, el navegador suele quedar relegado a mostrar el interfaz de usuario (menús, opciones, formularios, etc), mientras que toda la compleja lógica de negocio se lleva en el lado del servidor.

2.- Bajo coste en actualizar los equipos con una nueva versión.
Los navegadores web visualizan (renderizan) las páginas web que son servidas por el servidor web dinámicamente. En ese sentido, es el servidor quien ejecuta la mayor parte del código de la aplicación, y suministra de forma centralizada las vistas (las páginas) a los navegadores conectados. En consecuencia, no hay que instalar nada en los puestos de trabajo, ya que la actualización se realiza en el servidor, y automáticamente la ven todos los usuarios.

3.- Acceso a la última y mejor versión.
Como consecuencia del punto “2”, se evita que pueda existir algún equipo que ejecute una versión diferente y desactualizada. Si existen ordenadores con distintas versiones del programa se puede originar problemas de consistencia en la información, o pérdida de funcionalidad.

4.- Información centralizada.
En una aplicación web, no sólo la lógica de negocio está centralizada en el servidor, sino también los datos que se ubican en una base de datos centralizada (en ese servidor u otro destinado a tal fin). La centralización tiene la ventaja de facilitar el acceso a la misma.

5.- Seguridad y copias de seguridad.
Este punto es un corolario del “4”, es decir, una consecuencia. Como disponemos de los datos centralizados es más fácil establecer y llevar el control de una política de copias de seguridad centralizada. Es más, al no ubicarse los datos en el puesto de trabajo, en caso de robo o incendio de alguno de estos, la empresa no ha perdido información y puede desplegar rápidamente un nuevo puesto de trabajo (PC con un navegador web).

6.- Movilidad.
Este es un concepto relativo y dependiente de la implantación concreta. Si el software está ubicado en un servidor web en Internet o bien disponemos de una intranet externalizada (extranet), cualquier usuario con un portátil y una conexión a internet móvil, podría acceder a la aplicación.

7.- Reducción de costes en los puestos cliente (mayor longevidad).
Debido a que las páginas se ofrecen desde el servidor web, quien suele ejecutar la mayoría de los procesos y la lógica de negocio, el equipo cliente queda relegado a mostrar los resultados y formularios, para lo cual no es necesario un hardware potente en los puestos de trabajo, lo que se traduce en reducción de costes y una mayor longevidad en el uso de los mismos (no hay que cambiar el hardware de los puestos porque ahora se requieran operaciones más complejas).

Estas son las principales ventajas del software web. Aunque quizás se me haya podido quedar alguna en el tintero, casi con toda seguridad será consecuencia de las anteriores.

Sin embargo no todo son ventajas. Debemos recordar que en el mundo real de los requisitos y restricciones no existe la solución perfecta, sino la más o menos adecuada al caso planteado. Por ello, una solución web también tiene sus inconvenientes, unos derivados del modelo web, y otros como consecuencia de cómo se implante. De todos modos y para no alargar más el artículo expondremos estas desventajas en el próximo cuando hablemos del software “no web” o de escritorio.

Juan Miguel Moreno ERPs , ,

  1. Enrique Garcés
    Miércoles, 6 de Octubre de 2010 a las 08:51 | #1

    Muy bien escrito y muy interesante el artículo, y aunque queda claro que la mejor solución es siempre la que mejor se adapta a las necesidades del proyecto, creo que por sus ventajas van a acabar imponiéndose estas “soluciones vía web”. Por otra parte habría que diferenciar entre las soluciones ejecutables directamente en el navegador y las llamadas “apps”, aplicaciones que aunque en su mayoría centran el modelo de negocio en servidores web, están específicamente adaptadas al SO que las ejecuta y que según wired van a acabar matando a la web ( http://www.wired.com/magazine/2010/08/ff_webrip/all/1 ), aunque yo no lo creo debido a la ventaja que supone desarrollar para una sola plataforma compatible con todas las demás.

  2. Miércoles, 6 de Octubre de 2010 a las 17:23 | #2

    Gracias. Como indico, intentamos centrarnos en aplicaciones de gestión, las cuales comienzan a florecer vía web desde hace pocos años. El desarrollo web parece tener grandes ventajas, y da la sensación de ser el camino a seguir, sin embargo, si la aplicación está bien vertebrada, la web debería ser solamente una “vista” del sistema.

    Quiero matizar ese “solamente”, porque puede parecer que elaborar esta capa es sencilla o liviana, y precisamente es una de las capas que más trabajo puede dar en un desarrollo web.

    Es más, cuando hablamos de una aplicación “web”, no debemos de entenderla necesariamente como una aplicación en Internet (esa es una idea que últimamente se está ligando al concepto de “la nube”). Una aplicación “web” puede residir dentro de una empresa (intranet), que a su vez externaliza servicios accesibles desde fuera utilizando internet (extranet).

    Por esos motivos, en el próximo artículo comentaré las ventajas del desarrollo de aplicaciones “no web” y de los problemas e inconvenientes de las aplicaciones web, que los tiene y son varios. Como ingenieros que somos, debemos dar soluciones a las necesidades marcadas por los clientes en función a las restricciones marcadas (funcionales, económicas, de seguridad, etc)

    Aún así, en este artículo he sido muy generalista, hablo de “aplicaciones web”, y no de las tecnologías, lenguajes y herramientas que se emplean; cada una de las cuales tiene sus ventajas e inconvenientes, sus seguidores y detractores.

    Si el tema gusta, prometo escribir otro artículo sobre ese nuevo concepto - o quizás no tan nuevo - que tanto ruido está haciendo que es “la nube”.

  3. Enrique Garcés
    Miércoles, 6 de Octubre de 2010 a las 19:29 | #3

    Gracias, estaré esperando tu nuevo artículo. Un saludo.

  4. Yamid Viloria Ortega
    Domingo, 5 de Mayo de 2013 a las 16:23 | #4

    Muy interesantes los dos artículos.
    estoy en un proyecto de desarrollo de un software para odontología, soy relativamente nuevo desarrollando, aun no tengo claro si crear un software de escritorio o web, ya que deseo crear un servicio de suscripción, pero los usuarios deben acceder al software con o sin conexión a Internet y eso es mucho mas fácil con el software de escritorio. quisiera que me dirán su opinión.

  5. Miércoles, 24 de Julio de 2013 a las 08:10 | #5

    Hola Yamid. Toda decisión tiene unas consecuencias, y estas pueden jugar a favor y en contra de tu solución.

    Dependiendo del análisis de requisitos y restricciones que imagino habrás elaborado en tu proyecto, existirán factores que por su peso harán que la balanza se incline más por una opción que por otra.

    Como bien dices y a grandes rasgos, es mucho más fácil de desarrollar y lleva mucho menos tiempo si lo enfocas como software de escritorio. Los IDES de desarrollo están más maduros y facilitan enormemente la labor. Además que te evitas los clásicos problemas de la correcta visualización dependiendo del navegador, sobre todo teniendo en cuenta que no todos cumplen al 100% los estándades de la W3. Aún eligiendo esta opción, ten en cuenta que la aplicación puede concebirse como una aplicación tradicional cliente / servidor o bien organizada en tres capas.

    Por otro lado, si planteas una aplicación web, tienes las ventajas de la facilidad de despliegue de la aplicación, la posibilidad de verse en múltiples dispositivos con distintos sistemas operativos y arquitecturas, facilidad para actualizar la aplicación a todos los dispositivos. Si la movilidad es un factor importante, habrás ganado mucho tiempo si lo planteas usando tecnología web. Sin embargo, los desarrollos son más lentos, tienes el problema de los navegadores, la generación de informes es bastante “manual”, inicialmente dependes de una conexión a internet …

    Sin embargo con HTML 5 y AJAX, existen algunas barreras de la programación web que se van rompiendo. Una de ellas es la posibilidad de almacenar datos localmente en el dispositivo del cliente, de modo que no necesitas conexión a Internet el 100% del tiempo para operar. Podrías trabajar con datos cacheados en local. Estas barreras aunque se pueden romper, suponen más desarrollo y tiempo.

    También puedes plantearte una opción híbrida. Ciertos servicios con aplicación de escritorio y otros (relacionados sobre todo con la movilidad) con interfaz web. En el mercado he visto en ocasiones soluciones de este tipo.

    En definitiva, el problema que planteas no se puede responder en 2 líneas y no existe solución perfecta. Cualquier camino que elijas tendrá inconvenientes. La elección depende de muchos factores sobre todo relacionados con las restricciones (funcionales, técnicas, de seguridad, de tiempo, de implantación, económicas, etc) y requisitos del proyecto, así como del personal técnico y cualificación del mismo que dispongas o puedas conseguir.

  6. Vladimir
    Jueves, 19 de Diciembre de 2013 a las 20:14 | #6

    Juan Miguel, hola,fíjate que este artículo es muy bueno e interesante, y me sirve para mi tesis, la cual es Soluciones Informaticas, el detalle es que sabes que para las citas bibliográficas se necesita saber el apellido del autor, y pues acá no aparece.
    Se puede saber tu promer apellido aunque sea si no es mucha molestia?
    Saludos desde Nicaragua

  7. Viernes, 20 de Diciembre de 2013 a las 09:27 | #7

    Vladimir, gracias por tu comentario. Me alegro que esta serie de artículos puedan ayudarte en tu tesis. Es reconfortante saber que lo que uno escribe le es útil a otros, en mayor o menor medida.

    Respecto a tu pregunta, el apellido es Moreno. He actualizado también el perfil para que aparezca en la próximas publicaciones.

    Un saludo.

  1. Martes, 5 de Octubre de 2010 a las 17:37 | #1
  2. Domingo, 17 de Abril de 2011 a las 17:04 | #2




Prisma Software Gestión - Avda. de los Príncipes, C.C. Bellavista planta 1 - Bellavista - Aljaraque - Huelva (España) Tel.: +34 959 52 15 00 - Fax: +34 959 52 11 81 | Correo-e: contacto@prismaim.com
XHTML y CSS - Marzo 2009